La falta de ejercicio también perjudica nuestras carteras La falta de ejercicio también perjudica nuestras carteras
El estilo de vida sedentario no solo es perjudicial para la salud de las personas que padecen alguna enfermedad crónica, como las relacionadas con... La falta de ejercicio también perjudica nuestras carteras

El estilo de vida sedentario no solo es perjudicial para la salud de las personas que padecen alguna enfermedad crónica, como las relacionadas con el corazón y la diabetes mellitus, también lo es para la economía de los hogares en el país.

El Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO), calcula que el gasto promedio para tratar una enfermedad del corazón, como las isquémicas, oscila entre 194 mil y 347 mil pesos anuales, lo que representa más de mil 574 salarios mínimos.

Un desembolso de esa dimensión solo podría ser cubierto por los hogares con ingresos de por lo menos 192 mil pesos al año para alcanzar 40 por ciento del tratamiento que requieren estos padecimientos.

En el caso del tratamiento de la diabetes mellitus y la hipertensión alcanza un promedio que va de 76 mil a 131 mil pesos anuales, por lo que para estas dos enfermedades un ingreso mínimo de 85 mil pesos al año apenas cubriría 20 por ciento del tratamiento.

Para el tratamiento del cáncer el gasto se dispara hasta los 245 mil pesos por año, por lo que su tratamiento completo únicamente puede ser absorbido por hogares con ingresos altos.

Debido a que padecimientos como la leucemia promedian un costo anual de 875 mil pesos, el IMCO calcula que las familias con un nivel de ingresos alto podrían cubrir hasta 20 por ciento del tratamiento sin tener repercusiones.

México ocupa el segundo lugar de las naciones que pertenecen a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) con 41 por ciento de gasto de bolsillo (desembolso directo de recursos para solventar requerimientos en la atención de salud como medicamentos y hospitalización) en la atención de enfermedades crónico-degenerativas, que asciende a 26.5 mil millones de dólares en 2017 (cifras más recientes localizadas) solo superado por Estados Unidos, de acuerdo con el estudio “Pequeños pasos para transformar al sistema de salud” del IMCO.

“Los recursos que las familias destinan para este fin pudieron haberse usado para alcanzar un mayor nivel de estudios o aumentar su patrimonio. En términos agregados, esto puede tener un impacto muy importante sobre la economía”, señala el informe.

CLAVES

GASTO PRIVADO

Se estima que en el país nueve de cada 10 pesos del gasto privado en salud proviene directamente de los bolsillos de las familias.

ESTIMACIÓN

Para 2030 se espera que el ingreso perdido por los hogares afectados sea de 302 mil millones de pesos.

Redacción Con Acento MC